Arte, convivencia y amuletos se conjuran en Arganzuela

Llega la segunda edición del Grigri Pixel creando redes entre África y Europa a partir del espacio ciudadano común

Imagen de los talleres celebrados en la edición pasada del Grigri Pixel, en 2016 / Foto: Grigri Pixel

Si oímos un ‘grigri’, puede que invoquemos a un grillo. No sería extraño porque este pequeño animal juega un papel muy importante en diversas culturas milenarias. China, Japón y los nativos americanos parece que tenían al grillo como símbolo de buena fortuna, vitalidad y prosperidad.

En África del oeste, ‘grigri’ significa ‘objeto que protege’. No sabemos si hay conexión o no entre lo que nos sugiere auditivamente el ‘grigri’ africano y un grillo, pero lo que sí está claro es que en ambos casos puede servir de amuleto.

Y eso precisamente, un amuleto, es lo que saldrá de la segunda edición de Grigri Pixel, un encuentro entre artistas y activistas del continente africano aquí, en Arganzuela. Del 2 al 14 de octubre, habrá residencias, talleres y la construcción colectiva de un objeto útil para un espacio público: el antiguo mercado de Frutas y Verduras de Legazpi. Este espacio, hoy gestionado por EVA (Espacio Vecinal de Arganzuela), tiene los requisitos que este encuentro busca: es un espacio de intervención y participación ciudadana.

Impulsado por la comisaria y dinamizadora cultural madrileña Susana Moliner, la segunda edición de Grigri Pixel se realiza en colaboración con Media Lab Prado, Intermediae Matadero y EVA. Pero los auténticos protagonistas llegan, claro, de esa continente madre que, sin embargo, sigue siendo tan desconocido para la mayoría de nosotros. Son cuatro iniciativas ciudadanas las que llegan desde África tras una convocatoria abierta: Aderemi Adegbite de ICAF (Lagos, Nigeria), Essome Ebone Ismael de Madiba & Nature (Kribi, Camerún), Afate Gnikou Kodjo de Woora Make (Lomé, Togo) y Mané Toure Ndèye de Côté Jardin (Dakar, Senegal).

Lo invisible, lo común y lo mágico

Una de las fortalezas del Grigri Pixel es la cantidad de redes que su celebración crea. “No solo pretende reforzar los vínculos entre, en esta edición, EVA y el barrio o EVA con otros colectivos de Madrid. También es una oportunidad para crear vínculos entre los artistas africanos seleccionados y nuestro tejido cultural y vecinal”, explican desde la organización del encuentro. “Veremos lo que acaba saliendo de esta construcción. Sabemos que será un amuleto, pero no qué forma va a tener. Esa es una de las gracias de los talleres”, remachan.

Este año, además, el Grigri Pixel incluye un encuentro de lo más sugerente: Lo invisible, lo común, lo mágico: espacios y conocimientos colaborativos entre África y Europa. Será el sábado 7 de octubre a las 17.00h en Intermediae-Matadero. El cartel es un lujo: Marina Garcés (filósofa), Achille Mbembe (historiador), Abu Ali (artista visual), Paz Núñez (arquitecta), Ken Bugul (escritora) y Simon Njami (crítico de arte). Seis pensadores y creadores contemporáneos que debatirán sobre retos y problemáticas urbanas contemporáneas comunes en las ciudades de África y Europa.

Y el siguiente sábado, el 14 de octubre, EVA acogerá la fiesta final de presentación del ‘grigri’ que haya generado el encuentro. A las 19.00h en la Plaza de Legazpi, 7.

Todos los actos en paralelo al Grigri Pixel 2017, pinchando aquí 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *